En el marco de dos procedimientos operativos, uno de Carabineros del OS7 Valparaíso y otro de la 4ta. Comisaría Quillota, se logró sacar de circulación un total de 12 armas de fuego, de las cuales varias de ellas mantenían encargo por robo, vinculadas a la ocurrencia de ilícitos como es el tráfico de drogas y el robo en una casa.

En un primer operativo desarrollado en Forestal Alto, donde fueron detenidos dos sujetos se recuperó un rifle con encargo por robo, dos escopetas – una con encargo por robo desde Quilpué-, un fusil de aire comprimido, cuatro pistolas y cartuchos de diversos calibres, además de $636.430 en efectivo, una camioneta, cámaras de vigilancia, esposas, droga y como radios portátiles de comunicación y pesas.

Los dos detenidos cuentan con diversos antecedentes policiales y penales, incluso uno de ellos posee una orden vigente por el delito de robo en lugar no habitado.

En un segundo hecho, el llamado al número del cuadrante que alertó sobre un auto sospechoso fue clave para dar con tres sujetos que ingresaron a robar a una casa, forzando la puerta con una herramienta tipo “combo”.

Tras su detención se recuperaron chalecos antibalas, diversas municiones, dos escopetas artesanales, cartuchos y especies que fueron sustraídas. Los tres detenidos mantienen antecedentes penales por diversos delitos.